martes, 9 de octubre de 2012


Historia
A su alrededor muchas personas pasaban y se persignaban ante la imagen, pero ella ignoraba todo lo que sucedía a sus espaldas; estaba concentrada en sus rezos.
Doña Esperanza es desde hace varios años integrante de esta agrupación que se encarga de cuidar la imagen que fue obsequiada por el emperador Carlos V a los sacerdotes mercedarios que estaban en Portoviejo, en el siglo XV.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada